NCAA: Una semana de sustos y revolcones

13 Ene

Algunos equipos del ránking han tenido esta semana derrotas imprevistas. Otros han sufrido de lo lindo para sacar adelante sus partidos. El calendario de conferencias empieza a poner a cada uno en su lugar en la última semana sin cambios en el Top 5. Ohio State y Oregon entran oficialmente en crisis, mientras que Duke y North Carolina se confirman como enfermos crónicos.

Arizona se mantuvo como el mejor equipo de la NCAA para los votantes de Associated Press por quinta semana consecutiva. Su registro es impresionante, 17 victorias en otros tantos partidos. Syracuse, Ohio State, Wisconsin y Michigan State acompañaban a los Wildcats en la posiciones de privilegio.  La posición de estos cuatro equipos tampoco se vio alterada, aunque para la siguiente lista si que se esperan variaciones.

Wichita, Baylor, Villanova, Iowa State y Florida eran los siguientes de un ránking que dejó a Duke fuera de las 10 primeras de la lista. El equipo de Mike Krzyzewski, relegado hasta el número 16, no caía tan abajo desde el 10 de diciembre del 2007, acumulando 122 semanas seguidas entre los 10 mejores equipos. Connecticut y North Carolina fueron desterrados del TOP 25, castigados por sus malos resultados. En su lugar entraron en la lista, por primera vez esta temporada, Illinois (número 23)  y Kansas State (último de la lista). San Diego State, tras derrotar a Kansas, han dio un gran salto hacia arriba pasando de la posición 21 a la 13.

Seis equipos empezaron la semana invictos: Arizona, Syracuse, Ohio State, Wisconsin, Wichita State y Iowa State. Ohio State vio truncada su imbatibilidad por partida doble ante Michigan State y Iowa, y Iowa State en su visita a Oklahoma. Cornell y Grambling State siguen sin conocer la victoria. Los primeros ganaron pero no cuenta, ya que Oberlin es de la Division III (77-55). Grambling State  cayó el día de Reyes contra Alabama A&M (58-70) y el fin de semana contra Southern (73-49).

AMERICAN ATHLETIC CONFERENCE

Memphis (24 del ránking) rompió los pronósticos en su visita a la vigente campeona de la NCAA y número 12 en la lista de AP, Louisville (67-73). Todos los titulares de los Tigers anotaron en dobles figuras en un reparto ofensivo muy equilibrado. Los Cardinals ganaban 61 a55 a falta de 5:26 para el final, con un Luke Hancock inspirado (20 puntos). Un parcial de 6 a 18 liderado por Geron Johnson (13 puntos, 11 rebotes), Joe Jackson (15 puntos, 6 asistencias) y Shaq Goodwin  (15 puntos, 8 rebotes) le dio una victoria balsámica a Memphis ante las críticas de sus aficionados respecto el comportamiento académico de sus jugadores.

Louisville se rehizo a costa de Southern Methodist (71 – 63), en el duelo entre dos entrenadores míticos aún estando en activo, Rick Pitino y Larry Brown. A pesar de dominar la mayor parte del enfrentamiento, los Cardinals no pudieron despegarse de los Mustangs de forma definitiva en el marcador hasta los últimos 30 segundos. Luke Hancock, en su primer partido como titular de la temporada, anotó 23 puntos, los mismos que Russ Smith (que también aportó 5 rebotes, 7 asistencias y 4 robos).

ATLANTIC COAST

North Carolina volvió a mostrar su peor cara, cayendo ante una Miami (57 a 63) que nada tiene que ver con la de la temporada pasada. Los Tar Heels desperdiciaron un buen inicio (8-0) para irse al descanso 23 a 29 tras encajar dos triples. Y aún gracias del triple de Leslie Mcdonald que evitó males mayores. En la segunda mitad redujeron diferencias hasta que encajaron un parcial de 0 a 11 que ya no pudieron remontar. Una noche sin acierto en el lanzamiento de UNC, especialmente de Marcus Paige (2 de 15) y Leslie McDonald (3 de 12).

La segunda derrota de la semana de UNC era mucho más esperada, ante la número 2 del ránking Syracuse (57 – 45). Los Orange acabaron con su peor porcentaje en el lanzamiento de campo de la temporada (35%), notándose la mala noche del escolta Trevor Cooney. Los de Roy Williams fueron por delante los primeros 10 minutos del partido, de la mano de un  James Michael McAdoo muy acertado (10 de sus 15 puntos llegaron en estos momentos). Hasta que la defensa de Syracuse provocó el apagón definitivo del ataque de sus rivales. C.J. Fair con 20 puntos fue el máximo anotador de los de Boeheim.

La número 16 Duke se reencontró con el triunfo, aunque no pudo despegarse de Georgia Tech hasta la segunda mitad (79-57). Jabari Parker parece estar pasando un pequeño bache. El freshman anotó 12 puntos, pero con una serie de 4 de 12 en los lanzamientos de campo. Rodney Hood suplió la mala noche de su compañero con 27 puntos. Rasheed Sulaimon, tras haberse presentado fuera de forma después del verano, fue titular por primera vez esta temporada. Más munición para Krzyzewski.

Los Blue Devils cayeron en su siguiente cita ante Clemson (72-59). Dos triples y 1 asistencia de Jaron Blossomgame permitieron a los Tigers, por detrás en el marcador hasta entonces, ganar ventaja respecto a Due a 8 minutos del final. Blossomgame acabó el enfrentamiento con 14 puntos y 14 rebotes. Un premio para un jugador que se perdió su temporada freshman con una fractura en su pierna de la que ha sido operado 2 veces. Rodney Hood (20 puntos) y Jabari Parker (15 puntos, 7 rebotes) tuvieron poca ayuda por parte de sus compañeros.

BIG EAST

Doug McDermott consiguió 12 de sus 19 puntos en la segunda mitad del partido en el que Creighton derrotó a DePaul 62 a 81. Y lo hizo con un esguince en  el hombro izquierdo mermaba su movilidad. El hijo del entrenador de Creighton es el segundo máximo anotador de la Division I con una media de 24,3 puntos por partido. No es extraño si es capaz de sumar casi 20 puntos tan mermado físicamente. En la victoria ante Xavier (95-89), más recuperado, se fue hasta los 35 puntos. Esta temporada, es la sexta vez en 16 partidos que anota 30 o más puntos.

Providence rompió una racha de 3 derrotas consecutivas a costa de la histórica Georgetown (70-57), liderada por Kadeem Batts (21 puntos) y el habitual Bryce Cotton (20). Los Hoyas se presentaban con una baja importante, el inmenso pívot Joshua Smith (por temas académicos). Los visitantes redujeron la diferencia rival a sólo 3 puntos a los 5 minutos de la segunda mitad, pero dos triples seguidos Josh Fortune (11 de sus 13 puntos en los segundos 20 minutos) cortaron de raíz su reacción. Los Friars dejaron en evidencia a la defensa de sus rivales.

BIG TEN

La tercera del ránking Ohio State perdió su imbatibilidad en su visita a la quinta de la lista, Michigan State (72-68). Los Spartans aprovecharon las 21 pérdidas de pelota de los de Thad Matta para ser el primer equipo en anotarles más de 70 puntos esta temporada. Un parcial de 13 a 4 en la segunda mitad daba 17 puntos de ventaja a los locales a falta de 8 minutos para el final del período. Pero entonces Sam Thompson empezó a ver canasta. Con nueve puntos fue el principal responsable de un parcial de 3 a 20 que llevó el partido a la prórroga.

Y aún tuvo suerte Michigan State que Shannon Scott falló una  bandeja en el último segundo, con empate a 58. En el tiempo extra tres triples dieron la iniciativa de forma definitiva en el marcador al equipo que entrena Tom Izzo. El freshman Marc Loving, ante la inoperancia de LaQuinton Ross, asumió el protagonismo ofensivo de los Buckeyes, pero con escaso acierto. Keith Appling fue su máximo anotador de los vencedores con 20 puntos. El base jugó 43 minutos a pesar de tener calambres en ambas piernas. Adreian Payne, que no fue titular por problemas físicos, aportó otros 18 puntos, los mismos que su rival Sam Thompson.

Ohio State sufrió su segunda derrota de la semana en casa, ante la número 20 Iowa (74-84). Tras una primera parte igualada, los locales consiguieron un parcial de 12 a 3 que les ponía el 9 arriba. La respuesta de los Hawkeyes llegó en 2 tandas. Una primera, para empatar a 55. Y tras tomar aire, un demoledor parcial de 9 a 22 en unos 6 minutos finales en que los Buckeyes se quedaron sin piernas. Roy Devyn Marble (22 puntos) y Aaron White (19 puntos) fueron los verdugos de la tercera del ránking, que seguramente perderá esta posición en el siguiente ránking.

Michigan State confirmó su liderato en la conferencia derrotando a Minnesota (87-75), aunque tuvo que llegar hasta la prórroga para conseguirlo. Diez abajo a falta de 16 minutos para el final de la segunda parte, los Spartans consiguieron quince puntos consecutivos mientras mantenían a su rival sin anotar durante ocho minutos. Y ganando de 5 a falta de 22 segundos, no pudieron impedir que Minnesota alargase el partido 5 minutos más. La seguridad en los tiros libres de Keith Appling, anotando los ocho que lanzó (24 puntos) fue clave en el triunfo del equipo de Tom Izzo, que no pudo contar con el lesionado Adreian Payne.

Wisconsin, la cuarta del país, sigue rompiendo récords. Pasó por encima de la número 23 Illinois (95-70) gracias a un parcial de 20 a 0 en la primera mitad que dejó el partido finiquitado. Así de fácil. Su porcentaje de acierto en el lanzamiento fue del 56%.  Los Badgers están sorprendiendo por su gran facilidad anotadora. Es la cuarta vez esta temporada que Wisconsin anota 50 puntos al descanso, algo que sólo había conseguido tres veces sumando los partidos de los cinco cursos previos. Y no sumaban tantos puntos en un partido de su conferencia desde el 28 de enero de 1995. Su entrenador era Stan Van Gundy.

Illinois contaba con recuperarse de este resultado en su visita a Northwestern, pero la defensa local dejó a los Fightin Illini en un tristísimo 28,1% de acierto en los lanzamientos de campo, anotando unos escasos 43 puntos. Tracy Abrams dio la cara (13 puntos, 6 rebotes, 5 asistencias y 3 pelotas recuperadas) ante el desacierto de sus compañeros, pero no fue suficiente. A los Wildcats les bastaron 49 puntos para llevarse el triunfo después que 3 triples consecutivos de Tre Demps les pusieran por delante en el marcador.

BIG 12

La número 9 Iowa State derrotó a la 7 Baylor (87-72) en otro de los grandes partidos de esta semana. Tres triples en los tres primeros ataques pusieron por delante a los Bears ante unos locales desconcertados. Pero DeAndre Keane (30 puntos, 8 rebotes, 9 asistencias, 5 robos), el hombre de la noche, mantuo a los Cyclones en la pugna anotando 15 de los 19 primeros puntos de un equipo que acusaba los problemas de faltas de George Niang. Aún así, Baylor no pudo aprovechar la mayor altura de sus torres, Isaiah Austin y Cory Jefferson.

Baylor pasó de zona a individual para intentar frenar a Keane, pero sólo consiguió que Melvin Ejim (18 puntos) y un inesperado Monte Morris (13 puntos) se sumasen a la fiesta. Tras un trepidante duelo de triples entre ellos y los visitantes Brady Heslip y Gary Franklin (15 puntos para cada uno de ellos), se llegó al descanso con el marcador ajustado. En la segunda mitad, Iowa State siguió sumando efectivos. Naz Long y George Niang empezaron a anotar, decantando de forma definitiva el resultado.

Poco les duró la alegría por esta victoria a los Cyclones, que perdieron su imbatibilidad en la pista de Oklahoma (87-82). La racha de Iowa State se quedó en 14 victorias consecutivas, la mejor de su historia. Los Sooners vencieron a pesar del mal día de su máximo anotador Cameron Clark (12 puntos en una serie de lanzamientos de 4 de 16). Los Cyclones lograron remontar una desventaja de 13 puntos y ponerse por delante después de un triple de Melvin Ejim (21 puntos) a 2:41 del final. Oklahoma les respondió con 11 puntos seguidos que sellaron el triunfo local. DeAndre Keane (23 puntos,  9 rebotes) se lesionó el tobillo a 20 segundos del final.

Semana de sufrimiento para Oklahoma State, número 11 del ránking. Texas les contuvo hasta que los Cowboys se pusieron en zona al principio de la segunda parte. Los Longhorns cayeron 87 a 74 ante el empuje de Markel Brown (27 puntos) y Marcus Smart (24 puntos, 11 rebotes, 5 asistencias, 6 recuperaciones), y los triples de Phil Forte (14 puntos). Smart consiguió otro doble doble (22 puntos y 12 rebotes) en la ajustada victoria ante West Virginia por 72 a 73. Markel Brown anotó el triple definitivo a 14 segundos del final.

La número 18 Kansas venció en su visita a Oklahoma (83-90). Las buenas actuaciones de Wayne Selden Jr. (24 puntos, 5 de 10 en triples), Perry Ellis (22 puntos y 11 rebotes) y Naadir Tharpe (17 puntos) disimularon otra mala noche de Andrew Wiggins en el lanzamiento (9 puntos en una serie de 2 de 9).  Por los Sooners Cameron Clark igualó su mejor registro personal con 32 puntos. En las dos ocasiones que ha llegado a esta cifra, Oklahoma ha perdido (la otra vez fue contra Michigan State).

Wiggins se reencontró con su mejor juego en la mejor ocasión el derbi entre Kansas y Kansas State (última del Top 25). Los Jayhawks, que ganaron 86 a 60, dejaron sentenciado el duelo al descanso (45-28) tras repartir 14 asistencias, anotar el 65,5% de sus lanzamientos y no perder ninguna pelota. El freshman estrella anotó 22 puntos, algunos de ellos tan espectaculares como este mate.

PACIFIC 12

UCLA le puso las cosas muy difíciles a su invitado, el número 1 de la lista Arizona (75-79). Con Aaron Gordon defendiendo a Kyle Anderson, los Wildcats parecían haber roto el partido liderados por Nick Johnson (22 puntos), con 13 puntos de ventaja a 6 minutos del final. Hasta que Gordon, Brandon Ashley y T.J. McConnell se cargaron con su cuarta falta personal.

El hombre orquesta de los californianos aprovechó el momento para despertar. Con 7 puntos y 3 asistencias de Anderson (16 puntos, 11 rebotes, 6 asistencias, 3 robos, 2 tapones) UCLA llegó incluso a ponerse por delante, aunque la seguridad en los tiros libres de Arizona (8 de 10 en los últimos 1:03) les impidió dar la sorpresa.

Colorado, número 15 de los Estados Unidos, no pudo derrotar al colista de su conferencia, Washington State, hasta el último segundo de la prórroga (70-71). Askia Booker maquilló su mala noche en el lanzamiento (2 de 12) desde los tiros libres (13 de 14) para acabar con 18 puntos. Su compañero Josh Scott fue decisivo, sumando 8 de sus 19 puntos en los 5 minutos suplementarios. Al base Spencer Dinwiddie ni se le vio (6 puntos, 2 rebotes, 2 asistencias, 2 robos, para enojo de su entrenador Tad Boyle: “No sé donde estaba Spencer. No estaba en el Spokane Arena esta noche”.

Los Buffaloes se llevaron un revolcón inesperado en su visita a Washington (71-54), al no poder sobreponerse a la baja de su base Spencer Dinwiddie por una lesión de rodilla al final de la primera parte. Si su entrenador lo encontró a faltar en el partido anterior, en éste no os lo podeis ni imaginar. C.J. Wilcox aprovechó el colapso visitante en la segunda mitad para anotar 21 de sus 31 puntos (y 5 de sus 7 triples) mientras en sus rivales Askia Booker se quedaba en unos insólitos 0 puntos.

California venció en su visita a la pista del número 17, Oregon (83-96), con un protagonista inesperado. El freshman Jordan Mathews, con una media hasta entonces de 7 puntos por partido, se fue hasta los 32 con una serie de 10 de 14 en los tiros de campo. Para el entrenador de los Ducks Dana Altman, “fue un apagón defensivo de todo el equipo. Tenemos que recuperar el espíritu. Defensivamente no somos buenos. Oregon, en plena crisis, volvió a caer contra Stanford (80-82) desperdiciando dos lanzamientos en los últimos 8 segundos para variar su suerte. Después de ganar sus 13 primeros enfrentamientos, los Ducks han sufrido tres derrotas consecutivas encajando 278 puntos en estos tres partidos. Claramente es un problema de defensa.

SOUTHEASTERN CONFERENCE

Florida, décima del ránking, se sobrepuso a la baja de su líder anotador Casey Prather para vencer a Arkansas, aunque necesitasen una prórroga para conseguirlo (82-84). Dorian Finney-Smith ocupó su lugar en el cinco titular, y con un tobillo tocado se fue hasta los 22 puntos y los 15 rebotes. Scottie Wilbekin, que tampoco estaba en plenitud de condiciones, le secundó desde el banquillo con 18 puntos. Se rompió la racha de 23 victorias seguidas como locales de los Razorbacks.

Mississippi State mantuvo en vilo a Kentucky (14 del ránking) hasta poco después del descanso. Justo cuando  los Wildcats les endosaron un parcial de 27 a 6 que les dio el triunfo por 85 a 63. Julius Randle fue uno de los que más acusó el parón de 11 días sin competir anotando tan solo 8 puntos (cogió 14 rebotes). Aunque la verdad es que las opciones ofensivas de su equipo pasaron por James Young (26 puntos, 8 de 18 en el lanzamiento). Una Vanderbilt corta de efectivos y superada en estatura les planteó menos problemas (62-71).

La número 21 Missouri se vio sorprendida en la prórroga por Georgia (64 a 70), rompiendo su racha de 26 victorias seguidas como local. Y eso a pesar de haber tenido 5 puntos de ventaja a 2:20 del final del período extra. Un triunfo muy emotivo para el entrenador Mark Fox, que el día anterior estaba en el funeral de su padre. En su siguiente partido los Tigers estuvieron a punto de caer de nuevo, esta vez en la pista de Auburn (68-70). Tuvo que ser Earnest Ross, que jugó para los locales sus dos primeras temporadas NCAA, el que sellara el triunfo de los Tigers con 4 tiros libres.

OTRAS CONFERENCIAS

Wichita State (número 6) recuperó una desventaja de 19 puntos en la segunda parte para derrotar a Missouri State en la prórroga (69-72) y ganar su cuarto partido de la Missouri Valley Conference. Fred VanFleet demostró que tiene hielo en las venas. El base se rehizo de una mala noche en el tiro para  anotar 12 de los últimos 13 puntos de su equipo (7 de ellos en los 5 minutos adicionales). Cleanthony Early (22 puntos, 14 rebotes), anotó con un tiro libre el último punto de su equipo, y recuperó a continuación la pelota en el pase a la desesperada de los Bears para su última jugada.

Boise State mantuvo en vilo al número 13, San Diego State, hasta el final. Derrick Marks (21 puntos, 4 rebotes, 3 asistencias) fue una pesadilla para los Aztecs, segundos de la Mountain West. Un lanzamiento suyo ponía a los Broncos uno abajo (67-66) a falta de 54 segundos. Los locales perdieron la pelota en el siguiente ataque y Boise State tuvo su oportunidad para ganar, pero Marks falló un lanzamiento algo forzado en los segundos finales. Una personal tras el rebote posterior permitió a Xavier Thames (16 puntos, 7 rebotes, 3 asistencias, 3 robos) anotar el definitivo 69 a 66.

En la Atlantic 10, el base de Massachussetts (número 19) Chaz Williams tuvo que exprimirse al máximo para derrotar a Saint Joseph’s 66 a 62. Williams anotó 8 de sus 22 puntos en los 6 minutos finales, con su equipo 9 abajo en el marcador. El líder de los Minutemen destacó también en la defensa sobre el base rival, Langston Galloway, que sólo anotó 1 de sus 18 puntos durante este tramo decisivo del juego. En su siguiente partido, ante Saint Bonaventure, la renta a remontar subió hasta los 13 puntos. También lo consiguieron (73-68), a pesar de la mala noche de Williams cara a canasta. A los Minutemen les gusta jugar con fuego.

Gonzaga, 22 del ránking AP, cerró su agotadora serie de 5 enfrentamientos contra rivales de la West Coast Conferencie en 11 días con una derrota en su visita a Portland (82-73). Los Bulldogs, líderes de la conferencia con 4 victorias, fueron dominados por los Pilots de principio a fin. Gonzaga tendrá ahora un descanso de 5 días hasta su siguiente cita. Un descanso que le vendrá de perlas a algunos de sus jugadores para recuperarse de los problemas fisicos que arrastran.

Boston University ganó de más de 20 puntos a pesar de anotar sólo 55. Dejó a Navy en unos míseros 32 puntos en un enfrentamiento de la Patriot Conference. Al descanso el marcador era de 25 a 13. El quinteto titular de los MIdshipmen sólo aportó 8 puntos, y su máximo anotador fue el reserva Grant Vermeer con 7.

En la Metro Atlantic Athletic Conference, Billy Baron (el hermano de Jimmy) batió su tope anotador en la victoria de Canisius sobre Rider per 94 a 91. El hijo del entrenador Jim (todo queda en familia) se fue hasta los 38 puntos, 10 en la segunda prórroga, con una serie de 11 de 19 en los lanzamientos de campo y 12 de 13 en los de personal. A su estadística hay que sumarle 7 rebotes y 7 asistencias. Y descansando sólo 2 minutos de los 50 que duró el partido. Su última canasta, el triple de la victoria cuando se agotaba el tiempo.

GRINNELL, FÁBRICA DE RÉCORDS

Esta modesta universidad de la Division III era hasta ahora conocida gracias a Jack Taylor, el jugador que batió el récord de anotación de la NCAA con 138 puntos la temporada pasada. El estilo de juego del equipo, basado en presión defensiva a toda pista para recuperar lo antes posible la posesión y en ataques rápidos a poder ser culminados desde la línea de 3 puntos, se está desvelando como ideal para establecer registros espectaculares. En esta ocasión ha sido Patrick Maher el que ha batido la marca de asistencias en la competición universitaria. Maher repartió 37 en la victoria de Grinnell sobre College of Faith por 164 a 144. También anotó 19 puntos. En parte gracias a que Taylor fue baja por lesión.

UN MATE DE CONCURSO

Ovie Soko lleva unos promedios de 18,1 puntos y 8,8 rebotes en su primera temporada en Dukesne. Contra Fordham, los superó: 29 puntos, 9 rebotes. Como guinda, este alleyhoop a tablero más propio de un concurso de mates que de un partido.

versión integra del artículo publicado en http://www.encancha.com, enero 2014

Anuncios
NBA.com | Hang Time Blog

The official news blog of NBA.com with commentary and analysis from NBA.com's staff of writers.

ProBasketballTalk

Basketball - NBC Sports

EL ECO SIN PASOS

un blog con artículos sobre baloncesto EUA, principalmente. Ni más...ni menos

La Canasta Americana 🏀

un blog con artículos sobre baloncesto EUA, principalmente. Ni más...ni menos

A %d blogueros les gusta esto: